páginas vistas

martes, 17 de enero de 2017

Se ha quedado sola. Es la metáfora de la soledad

No sé por qué siempre pensé que esta mujer leía un libro. Hoy acabo de ver el original  en CaixaForum y descubro que no lee un libro, sino una nota. ¿Cuál es la diferencia? Bestial.
Está leyendo una nota de desamor, todo el cuerpo te lo dice, incluso ella misma si te fijas bien. Su soledad no es casual. 
Llama la atención el salto de cama de seda rosado, a mí personalmente, me recuerda otro del mismo color que niego a mi memoria volver sobre él.
Cuando se lo puso, el salto rosado,  no esperaba estar sola. Es evidente que no te pones un color así para mirarte a ti misma. Es una variación de tu piel para la conquista.
Por la forma que tiene el papel rectángular en sus manos lo ha leído varias veces. Y lo que ha leído vuelve sobre papel, lo que no entiendes lo lees varias veces para intentar creer de lo insólito.

En la caída de los hombros cabe todo su desconsuelo que fija el ocre del fondo en segundo plano. Tú no puedes verla pero tiene lágrimas allí donde no llegan tus ojos, él le había prometido volver. 

I ♡ you Edward Hopper!

sábado, 14 de enero de 2017

Selfie en Louvre.

En este selfie. Mi centro de gravedad coincide con el de los tres pabellones del museo, Richelieu al norte, Denon al sur y Sully al este. Tengo la pirámide de Pei en mi cabeza y no estoy en Egipto.  Es de cristal e incluye, a nivel subterráneo, otra pirámide pero invertida, Donde mi hice una foto hace 11 años. Aquello no era un selfie y no llevaba gafas. 

"....Si las cosas son así, ahora me doy cuenta de que mi situación no cambiaría en nada ni siquiera abandonando las hipótesis de las cuales he partido, esto es, suponiendo que el tiempo no conozca repeticiones y consista en una serie irreversible de segundos uno diferente del otro, y cada segundo suceda de una vez para siempre, y que habitarlo en su duración exacta de un segundo quiera decir habitarlo para siempre, y que t0 me interesa solamente en función de los t1,t2, t3 que le siguen, con su contenido de vida o de muerte como consecuencia del movimiento
que ha cumplido disparando la flecha, y del movimiento que ha cumplido el león dando su salto, e incluso de los otros movimientos que el león y yo haremos en los próximos segundos, y del miedo que por toda la duración de un interminable segundo me tiene petrificado, tiene petrificado en vuelo al león y a la flecha a mi vista, y el segundo, t0 fulmíneo como ha llegado fulmíneamente ahora se dispare en el segundo sucesivo, y trace sin más dudas la trayectoria del
león y de la flecha."

 Italo Calvino. Que nació en La Habana.